PUBLICACIONES

NEWSLETTER

¿Cuáles son los efectos de una declaración de nulidad en una sociedad?

Por Melodie Edelstein.

Según el Código Civil y Comercial, la nulidad es una sanción legal que priva de sus efectos propios a un acto jurídico, en virtud de una causa existente al momento de su celebración.

En el régimen de nulidades, no se aplican las normas del Código, sino que el único ordenamiento jurídico que se aplica es el especial que establece la ley general de sociedades.

El artículo 16 de la Ley General de Sociedades dispone que la nulidad o anulación que afecte el vínculo de alguno de los socios no producirá la nulidad, anulación o resolución del contrato, excepto que la participación o la prestación de ese socio deba considerarse esencial, habida cuenta de las circunstancias o que se trate de socio único.

Si se trata de sociedad en comandita simple o por acciones, o de sociedad de capital e industria, el vicio de la voluntad del único socio de una de las categorías de socios hace anulable el contrato.

Los efectos de la nulidad hacen a la diferencia con la desestimación, debido a que los efectos de ésta son distintos a los de la nulidad. Por ejemplo, a diferencia de la desestimación, en la cual el principal efecto no es la disolución, en las nulidades sí lo es.

En concreto, los efectos de la nulidad son:

  1. No tiene efecto retroactivo al momento de la constitución. Esto es distinto a lo que sucede en la legislación de fondo (el Código Civil y Comercial).
  2. Es causal de disolución.
  3. No afecta los contratos celebrados con terceros.
  4. Desde entonces, las relaciones de los socios se rigen por las reglas previstas para las sociedades irregulares o de hecho (de la cuarta sección). Esto significa a que, si los socios siguen operando, van a llevar a cabo sus actividades como si se encontraran en una sociedad de la cuarta sección.

Por otro lado, la nulidad vincular se refiere al vínculo que tienen los socios que componen a la sociedad con la misma.

Antes del 2015, en la legislación anterior, había una prohibición, la cual estaba apuntada a no permitir que los cónyuges realicen sociedades en donde ambos sean miembros. Con la modificación del Código, al modificarse también la ley de sociedades, los cónyuges pueden constituir cualquier tipo de sociedades.

Entonces, las excepciones a la nulidad vincular son: 1) La participación o presentación esencial, la cual se refiere al aporte que realizo el socio; si este es fundamental y el socio llegara a desvincularse de la sociedad, ésta tendrá que dejar de operar; 2) Socio único; 3) Supuestos en SCA, SCS y SCeI.

Ocurrida alguna de estas excepciones, si se continúa operando, la sociedad va a pasar a estar encuadrada en una sociedad de la cuarta sección, es decir que va a seguir operando bajo la normativa de una sociedad de la cuarta sección.

En cuanto a los requisitos esenciales, el régimen anterior establecía que, si no se cumplía con los requisitos que establecía la ley de sociedades de acuerdo al tipo adoptado, la sociedad era nula.

A partir del 2015, aquellas sociedades que no cumplan con los requisitos tipificantes o no tipificantes del tipo societario adoptado, se van a regir por las normas de las sociedades de la cuarta sección.

En cuanto a las sociedades de objeto ilícito, de actividad ilícita y de objeto prohibido, encontramos distintos criterios en relación a las consecuencias de nulidad en cada uno de los casos:

  • Artículo 18: objeto ilícito. El objeto ilícito es cuando la sociedad tiene en su finalidad un objeto ilícito.
  • Artículo 19: actividad ilícita. Se trata de una sociedad que posee un objeto lícito, el cual es válido formalmente (en los papeles), pero lo que lleva adelante la misma (su actividad, sus hechos) es ilícito.
  • Artículo 20: objeto prohibido. Se trata de una sociedad que cumple con los requisitos que exige la ley, pero ese objeto no lo puede llevar a cabo ese tipo societario.

¿Qué sucede con los socios? En cualquiera de los tres casos, los socios no pueden alegar la existencia de la sociedad, debido a que ésta no puede superar ni siquiera los trámites de inscripción al quedar en evidencia su nulidad desde un comienzo; es de nulidad absoluta, y ésta no se puede sanear.

¿Qué sucede con los terceros de buena fe? En cualquiera de los 3 casos, los terceros de buena fe pueden alegar a la existencia de la sociedad, debido a que la sociedad pudo haber operado sin haber pasado por el trámite de inscripción, y en todo caso, estará inmersa en lo que son las sociedades de la cuarta sección.

¿Qué sucede si queda algún saldo? El remanente tras la liquidación es destinado a una biblioteca estatal con fines educativos en la zona donde se encontraba la sociedad.

En cuanto a la nulidad parcial del contrato de sociedad, sucede que el contrato puede contener cláusulas que sean consideradas de carácter nulo; estas estipulaciones de carácter nulo son:

  1. Que alguno o algunos de los socios reciban todos los beneficios o se los excluya de ellos, o que sean liberados de contribuir a las perdidas.
  2. Que al socio o socios capitalistas se les restituyan los aportes con un premio designado o con sus frutos, o con una cantidad adicional, haya o no ganancias.
  3. Que se aseguren al socio las ganancias eventuales o su capital.
  4. Que la totalidad de las ganancias y de las prestaciones a la sociedad pertenezcan al socio o socios sobrevinientes.
  5. Que se permita la determinación de un precio para la adquisición de la parte de un socio por otro, que se aparte notablemente de su valor real.

Publicaciones

17 noviembre 2022